Devolver libros

Por fin se puede decir que la rutina vuelve a ser la normal después del parón de la Semana Santa, ¿queda alguien de vacaciones aún?…

La verdad que hacía tiempo que no teníamos un parón con un puente tan largo como el de la semana anterior, puesto que aquí fueron festivos el lunes y el martes con lo que hubo gente que aprovechó el cogerse unos días más y alargarlo. Muchos de ellos se habrán incorporado hoy de vuelta a su puesto de trabajo y seguro que más de uno esta mañana se habrá resistido un poco a la llamada del despertador, suele pasar.

Y claro, a los estudiantes también les ha tocado su parón particular. Justamente por la estación donde paso a diario, Kowloon Tong, que es un punto donde se conecta la línea Este hacia donde vivo y la línea verde de Kwun Tong; hubo algo que me llamó la atención. En la siguiente foto podrán verlo en detalle.

image

¿Lo vieron? no sé si se puede apreciar en detalle que los dos buzones que salen en la foto están destinados para la recogida de los libros que se alquilan en las bibliotecas públicas. Y por lo visto, no sólo en esta estación sin en la de Nam Cheong y Hong Kong (línea naranja de Tung Chung) podremos encontrarlos también.

Un servicio de lo más práctico y que evitará desplazamientos adicionales para tener que dejarlo en el punto exacto de la biblioteca donde se alquiló. Como quien echa un carta para que llegue a su destinatario, más fácil imposible. Aunque he de reconocer que no me llegué a fijar en la letra pequeña del cartel en la pared pero imagino que sea un servicio tan simple como uno imagina 🙂

Por fin se puede decir que la rutina vuelve a ser la normal después del parón de la Semana Santa, ¿queda alguien de vacaciones aún?…

La verdad que hacía tiempo que no teníamos un parón con un puente tan largo como el de la semana anterior, puesto que aquí fueron festivos el lunes y el martes con lo que hubo gente que aprovechó el cogerse unos días más y alargarlo. Muchos de ellos se habrán incorporado hoy de vuelta a su puesto de trabajo y seguro que más de uno esta mañana se habrá resistido un poco a la llamada del despertador, suele pasar.

Y claro, a los estudiantes también les ha tocado su parón particular. Justamente por la estación donde paso a diario, Kowloon Tong, que es un punto donde se conecta la línea Este hacia donde vivo y la línea verde de Kwun Tong; hubo algo que me llamó la atención. En la siguiente foto podrán verlo en detalle.

image

¿Lo vieron? no sé si se puede apreciar en detalle que los dos buzones que salen en la foto están destinados para la recogida de los libros que se alquilan en las bibliotecas públicas. Y por lo visto, no sólo en esta estación sin en la de Nam Cheong y Hong Kong (línea naranja de Tung Chung) podremos encontrarlos también.

Un servicio de lo más práctico y que evitará desplazamientos adicionales para tener que dejarlo en el punto exacto de la biblioteca donde se alquiló. Como quien echa un carta para que llegue a su destinatario, más fácil imposible. Aunque he de reconocer que no me llegué a fijar en la letra pequeña del cartel en la pared pero imagino que sea un servicio tan simple como uno imagina 🙂

Sobre el autor

Entradas relacionadas