El tifon Hato

Un día después de que pasase el tifón Hato, todo vuelve a la calma en la ciudad. Antes que nada, gracias a los que se interesaron por nosotros durante el día de ayer y es que aunque las imágenes por la tele de algunas zonas eran un poco dramáticas, por la zona de casa tan sólo hubo destrozos en la vegetacion. No obstante se estima que los destrozos ocasionados ascienden hasta 8 billones HK$ 

Empezaba el día

Cuando el día empezaba a ganar algo en claridad empezaron a caer las primeras gotas de lluvia. Si la alerta de era de nivel 3 la noche antes, ya la habían subido hasta nivel 8 y posteriormente a nivel 10. Para remontarnos al anterior tifón de este calibre, nos vamos hasta el año 2012 y justamente estábamos aterrizando procedentes de Singapur. Fue también increíble pensar que pudimos aterrizar sobrevolando el tifón.

el tifón hato

La lluvia empezó a caer con más intensidad y podía ver cómo los árboles de la plaza se agitaban más con el viento. No sabría hasta más tarde el alcance del daño del viento. Este fue el panorama que me encontré a eso de las 9 de la mañana (con alerta 8), había negocios que habían abierto como algunos restaurantes, supermercado, 7-11… pero cuando la alerta se situó en 10 hubo algunos que cerraron para abrir unas horas más tarde.

Por nuestra zona

Vuelta a la calma

En el día de hoy, más restos de ramas y hojas pasando por el parque. Los operarios se afanan por dejar todo limpito y cortar aquellas ramas que no terminaron de caer. El sol luce radiante y el calor aprieta, cualquiera diría que recién pasó un tifón.

Un día de descanso “forzado” para estar resguardados en casa y ser previsores. A pesar de que por nuestra zona fue bastante ligero, como pudieron ver en las noticias hubo zonas bastante afectadas con inundaciones. No sólo en Hong Kong, sino también en Macao donde pegó con fuerza y lamentando no sólo daños materiales.

Un día después de que pasase el tifón Hato, todo vuelve a la calma en la ciudad. Antes que nada, gracias a los que se interesaron por nosotros durante el día de ayer y es que aunque las imágenes por la tele de algunas zonas eran un poco dramáticas, por la zona de casa tan sólo hubo destrozos en la vegetacion. No obstante se estima que los destrozos ocasionados ascienden hasta 8 billones HK$ 

Empezaba el día

Cuando el día empezaba a ganar algo en claridad empezaron a caer las primeras gotas de lluvia. Si la alerta de era de nivel 3 la noche antes, ya la habían subido hasta nivel 8 y posteriormente a nivel 10. Para remontarnos al anterior tifón de este calibre, nos vamos hasta el año 2012 y justamente estábamos aterrizando procedentes de Singapur. Fue también increíble pensar que pudimos aterrizar sobrevolando el tifón.

el tifón hato

La lluvia empezó a caer con más intensidad y podía ver cómo los árboles de la plaza se agitaban más con el viento. No sabría hasta más tarde el alcance del daño del viento. Este fue el panorama que me encontré a eso de las 9 de la mañana (con alerta 8), había negocios que habían abierto como algunos restaurantes, supermercado, 7-11… pero cuando la alerta se situó en 10 hubo algunos que cerraron para abrir unas horas más tarde.

Por nuestra zona

Vuelta a la calma

En el día de hoy, más restos de ramas y hojas pasando por el parque. Los operarios se afanan por dejar todo limpito y cortar aquellas ramas que no terminaron de caer. El sol luce radiante y el calor aprieta, cualquiera diría que recién pasó un tifón.

Un día de descanso “forzado” para estar resguardados en casa y ser previsores. A pesar de que por nuestra zona fue bastante ligero, como pudieron ver en las noticias hubo zonas bastante afectadas con inundaciones. No sólo en Hong Kong, sino también en Macao donde pegó con fuerza y lamentando no sólo daños materiales.

Sobre el autor

Entradas relacionadas

One Comment on “El tifon Hato

  1. Pau

    Pues nos tuvo un poco acojonadillos porque volábamos el domingo y tenía miedo que se fuera para Filipinas

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *