Etiquetado por:Lantau

Lantau 2 picos

Ayer era un día muy esperado puesto que desde hace unos meses atrás tenía en mente la carrera en la que iba a participar. Después de haber hecho en febrero mi primera media maratón, tenía ganas de probar algo distinto y me decidí a participar en una carrera de montaña. Un entrenamiento que no es el convencional y requiere salir a hacer kilómetros en vertical, totalmente distinto a correr tan sólo en llano. La suerte de vivir en Tung Chung es que he podido tener acceso cercano al recorrido de la carrera y otras pistas en la que poder entrenar y acostumbrarme a subir y bajar cimas.

La noche antes había dejado preparada la ropa junto con el dorsal que había recogido unos días antes. Siempre que uno se enfrenta a algo por primera vez, uno tiene algo de nervios e inquietud pero una vez llegado el día tomándose las cosas con calma mejor que mejor. Me fui a dormir tempranito para descansar y luego hacer un desayuno con fundamento unas horas antes de la carrera.

image

El sol empezaba a calentar desde bien temprano, parece que sería un día de calor. Bien aprovisionado con agua y algo de bebidas isotónicas para los primeros kilómetros de carrera. Un poco más abajo pueden ver el gráfico de la carrera y con los dos puntos de control durante el recorrido, y en los que aprovisionarse de más líquidos, bien necesarios para el buen transcurso de la misma.

image
 

Al llegar a la plaza en frente del centro comercial City Gate, lugar desde donde salía la carrera, muy buen ambiente y con los participantes haciendo los calentamientos previos además de organizándose los grupos en función de los tiempos estimados para terminar la carrera. Comentar que había dos variantes: una de 15 y la de 21kms. Todo el mundo estaba expectante a la salida que se daría de forma puntual pasados unos segundos de las ocho de la mañana. Cronómetros y móviles en marcha, la carrera daba comienzo!!

image

Los primeros tres kilómetros eran de correr en llano y pasando por una carretera algo ondulante que nos llevaría hasta el inicio de la ruta de Wong Lung Hang en dirección al pico Sunset (869 metros). Una primera subida dura pero que con el mogollón de gente delante se haría algo más suave, en parte una ventaja pero no para aquellos que quisieran ir más rápido y es que en ese tramo era bastante difícil adelantar. Me lo tomé con calma y luego en la bajada pude apurar un poco más pero siempre con cuidado apoyando bien. Llegaría al primer punto con un tiempo de 1h58m.

Tiempo para reponer algo de líquidos y continuar en breve hacia la segunda subida del día: hacia el pico Lantau (934 metros). Se agradece que soplaba una ligera brisa que aliviaba el sol, y es que la mayor parte de este tramo es al descubierto, mantenerse bien hidratado e ir dosificando las fuerzas. Gente que se iba parando en el camino a reponer fuerzas y algunos tramos donde escalar un poco para adelantar a otros participantes. Las sensaciones en la subida estaban siendo buenas, aunque aún no estaba todo dicho porque apenas llevaba la mitad de la carrera aunque parezca mentira.

Una vez coronada la cima del segundo pico más alto de Hong Kong, el descenso en dirección hacia Ngong Ping y el segundo punto de control (tiempo 3h21m) en el acceso a la ruta de Nei Lak Shan que nos llevaría hasta la ruta bajo el teleférico en lo que sería el tramo final de la carrera. No había que descuidarse y seguir dosificando algo para el final.

image

Contemplar las vistas una vez más, varios tragos de bebida isotónica y el descenso donde les tocará sufrir a los cuadriceps un poquito. Último estirón tras la bajada desde la última torreta bajo la ruta del teleférico y por fin tocaríamos suelo llano y poco más de dos kilómetros para la llegada.

image

Inevitable la tendencia a caminar en esos kilómetros finales, a veces animándome a trotar un poco y ver más cerca el final. En una de estas un chico que me había pasado antes y que luego pasaría, se pone a mi altura en lo que intercambiamos impresiones sobre la carrera y quieras que no, supone una motivación adicional.

Tiempo final de 4h57m56s, dándome por satisfecho para ser mi primera vez en esta carrera. Tiempo lejano si se comparara con las 2 horas y media escasas del ganador. Aprovechando para dar mi enhorabuena a Iurgi con un tiempo de 3 horas y superando su marca del año pasado, todo un crack!! Siendo sinceros, no iba con ningún tiempo en mente pero había estimado unas cuatro horas y media aproximadamente, con lo que más o menos he estado en mis previsiones. El año que viene sin duda quiero repetir y espero reducir la marca; todo se andará :)

Ayer era un día muy esperado puesto que desde hace unos meses atrás tenía en mente la carrera en la que iba a participar...

Leer más »

La cascada de Mui Wo

Continuando con el descubrimiento del otro día, otro de los lugares que me sorprendieron y del cual desconocía su existencia. Comentar que hay un mapa detallado con algunos de los distintos lugares de interés en la zona entre los que se encuentra varios templos, la cueva o esta cascada. Incluso tenemos servicios y que tienen una forma bastante peculiar pero que encaja muy bien con el entorno.

image
 
image

Nos vamos acercando por el caminito lateral al que accedemos a una zona con mesitas en plan para hacer picnic y cobijadas a la sombra de varios árboles y tras los cuales está la fachada de roca porque la que fluye el agua que viene desde lo alto de la montaña.

 
image

Uno puede aproximarse para darse un remojón o bien refrescarse, eso sí, ya hay un cartel que nos previene el tener cuidado y pisar con seguridad para no resbalarnos, especialmente si nos encontramos solos en el lugar. Bastaría con sentarnos en el bordito mientras nos remojamos los pies y nos dejemos llevar por el sonido del agua a su paso.

image

La protagonista de esta entrada en todo su esplendor con un día de cielos azules y los últimos calores del verano.

image

Puede ser un buen plan para ir con amigos. Dar un paseo desde Mui Wo y disfrutar de la cascada con sus alrededores. Lo mejor de todo es que es un sitio poco transitado y se respira una tranquilidad total. Algo diferente para hacer durante el fin de semana :)

image

Siguiendo el camino en dirección hacia el centro de Mui Wo nos encontramos con la siguiente indicación haciendo mención a la ruta olímpica de cuando en 2008 que también se celebraron algunas pruebas por los alrededores. Justamente era por donde venía yo partiendo desde Tung Chung. Además de algunos sitios más de interés del lugar como la cascada que recién había visitado.

image

Última paradita para enfilar el tramo hacia las afueras de Mui Wo y en busca de la ruta que me llevaría de vuelta a Tung Chung. Se terminaba el terreno llano y volvían de nuevo los escalones pero en cambio una zona algo más tapadita con árboles. Muy buen pateo y recomendable para quienes quieran conocer el lado más campestre de la ciudad.

Continuando con el descubrimiento del otro día, otro de los lugares que me sorprendieron y del cual desconocía su existe...

Leer más »

Érase una cueva

Sigo descubriendo detalles del pasado de la ciudad y a cada cual más interesante. Recuerdo aquella vez que me enteré de la existencia del fuerte de Tung Chung y la historia de muchos años atrás. Es una satisfacción poder salir a disfrutar de la montaña y aprender cosas nuevas también :)

Al parecer, data del año 1886 las primeras extracciones de plata de la cueva, de ahí le viene el nombre Silvermine Cave. Contaba inicialmente con tres entradas pero dos de ellas quedarían bloqueadas por la tierra y sólo quedaría la que está orientada al sur. En su interior habitaban murciélagos, pero no sé si a día de hoy sigan habitando algunos. Al caer la noche seguro se podría comprobar.

Tan sólo diez años más tarde se detendrían las extracciones, la plata no era tan buena al parecer. Es el lugar perfecto para refugiarse si nos sorprendiese un palo de lluvia, por suerte, el tiempo sonreía el día que pasaba por allí, un solazo increíble.

image

Las vistas desde el lugar bien merecen la pena. A lo lejos se puede divisar la línea de costa del sur de la isla. Hasta el centro de Mui Wo, unos 3-4 kilómetros diría.

image

La entrada a la cueva tiene cierto halo de misterio, aunque lástima alguien haya decidido dejar su marca con algunas pintadas en la roca. Quise haberme adentrado algo más pero tras algo de lluvia caída la noche anterior, el suelo andaba algo fangoso y quise evitar posibles resbalones. Se podía escuchar el goteo de agua del interior solamente, todo muy tranquilo.

image

Esto no fue lo único que descubrí durantes ese día, pero mejor desgranarlo para un siguiente post, no les parece? Lo bueno si breve…

Sigo descubriendo detalles del pasado de la ciudad y a cada cual más interesante. Recuerdo aquella vez que me enteré de...

Leer más »

Monte arriba

El verano no está aún por la labor de irse, y aunque para hacer este tipo de pateos el clima algo más fresco es preferible, lo más gratificante es poder disfrutar de las vistas en la montaña. Siguiendo un poco de cara a la preparación a una carrera que tendrá lugar dentro de un mes, este pasado fin de semana subí al segundo pico más alto de la ciudad, el de Lantau. No es la primera vez que subo, ni tampoco será la última desde luego.

La ruta saliendo de Tung Chung y a través de la ruta de Tei Tong Tsai, conectando con Pak Kung Au que es el punto de referencia en la carretera que separa el pico Sunset de este de Lantau. Bien provisto de agua, gorrita y a paso constante aunque las paraditas se sucederían algo más arriba para recuperar fuerzas y beber. Al ser monte pelado la mayor parte del trayecto, poco se puede refugiar uno durante el ascenso, con lo que hay que ir con calma y dosificando las fuerzas.

image

De vez en cuando, cruzarse con gente que viene bajando tras haber subido por la otra vertiente. Poco a poco se van haciendo chiquitos hasta que se pierden ante nuestra vista.

image
 
image
 
image

Creo que tardaría menos de una hora en hacer el ascenso y una vez arriba, podría darme un nuevo respiro contemplando las vistas todo alrededor. Sus 934 metros dominando todo el panorama de la isla, a nuestros pies en cualquier dirección. La brisa a esa altura es bien agradecida, mientras aprovecho para pasar un poco de agua de la botella grande a una de las pequeñitas y refrescarme la cara.

image
 
image

Un par de minutos y listo, no hay tiempo que perder para empezar con el descenso. Queda el camino de vuelta que para nada piensen que es sencillo, en la bajada las piernas también sufren cuando uno tiene que ir frenando un poco la inercia del cuerpo, pisando en firme y con cuidado de no dar ningún traspies. El chico que ven en la foto iba a la par conmigo. lo tuve delante mío en la subida casi todo el rato y luego en la bajada me cogió ventaja, buen ritmo que llevaba. Algo me dice que él también participará en la carrera, quien sabe si me lo vuelva a encontrar.

image

El verano no está aún por la labor de irse, y aunque para hacer este tipo de pateos el clima algo más fresco es preferib...

Leer más »